Contacta con nosotros:

Actualización en el uso de medias de compresión para Trombosis Venosa Profunda

Trombosis

La Trombosis Venosa Profunda (TVP) es un coágulo sanguíneo formado en una vena profunda, generalmente en piernas o muslos. Puede dar lugar, en caso de inflamación de la vena, a una tromboflebitis, a un Síndrome Post Trombótico (SPT) y también puede ser causa de problemas más serios como embolias pulmonares, infartos o derrames. Entre las medidas adoptadas por el profesional sanitario para el manejo de una Trombosis Venosa Profunda, se incluye el uso de medias de compresión.

En las Guías CHEST 2012 para el abordaje terapéutico del paciente con TVP, se recomendaba el uso de medias elásticas de compresión graduada durante 2 años para prevenir el Síndrome Post Trombótico. Pero en la actualización de 2016 se descarta su uso rutinario para la prevención, y se enfatiza su papel en el tratamiento. «En pacientes con síntomas agudos o crónicos, está justificada la tentativa de tratamiento con medias de compresión», indica la guía. En cualquier caso, todavía faltan estudios más concluyentes que corroboren estas consideraciones de forma unánime entre los profesionales del sector.

Según el Dr. Joaquín de Haro Miralles, del Servicio de angiología y Cirugía vascular del Hospital Universitario de Getafe (Madrid), «podríamos trazar las líneas de una óptima práctica clínica si recomendamos lass medias de compresión clase II en el miembro ipsilateral en todos los pacientes con TVP proximal, utilizadas durante el día y descansando de ellas durante el sueño, preferiblemente durante 2 años y correctamente talladas en la ortopedia». Asimismo, recomienda considerar la discontinuación si el paciente no las tolera o presenta algún inconveniente para su uso. «De la misma forma, debe recomendarse la actividad física temprana», concluye.

Fuente: Apuntes en Flebología, nº 1 de 2018. Artículo “Medias de compresión después de una TVP”.

Clip to Evernote
Responder